Estrenando nuevo cuchitril !!!

.

domingo, 27 de abril de 2014

SÓLO CON EL CORAZÓN SE PUEDE VER BIEN

“Solo con el corazón se puede ver bien. Lo esencial es invisible a los ojos”



Hace más de 70 años, que se publicó un libro. Un libro que ha hecho que muchas borracheras filosofales con mi amigo Pancho Tragapiedras casi terminen en puñetizas, sin embargo es algo que no puedo dejar de pensar muchas veces. Cómo pudo haberse escrito un libro tanto para niños como adultos y que ninguno entienda?

Se trata del libro escrito por Antoine de Saint-Exupéry, "El Principito". "El Principito es un libro que lees de niño y entiendes de adulto". O en mi caso es un libro que me hace ser niño de nuevo. Es un libro que a primera vista creyeras que es un cuento de hadas para niños, pero luego te das cuenta de que es una historia muy interesante que te deja muchas lecciones de vida.

La historia de este niño que vive en el Asteroide B-612, con sus tres pequeños volcanes y su rosa, nos enseña con el lenguaje de un niño, cómo hay que vivir. Algunas lecciones que vale la pena remarcar serían:



Las amistades están hechas de trocitos: los amigos son muy importantes en la vida, y tener aunque sea un amigo, uno sólo, es un privilegio. La amistad se cultiva con el tiempo, con la paciencia, es un trabajo duro, hay que darle una parte de nuestra vida a una persona para poder ser amigos y estar dispuestos a aceptar la amistad de otras personas, aunque pareciera fácil no lo es, la calidad de tiempo que pasas con una persona es la que hace que la amistad madure.

El Principito tiene una rosa, a la que quiere mucho. Y en una parte del libro le dicen: "el tiempo que perdiste por tu rosa, hace que tu rosa sea tan importante". El tiempo que "pierdo" en cada amigo hace que ese amigo sea valioso. Ese tiempo es parte de mi vida transferida a una persona, así que ya saben cuando algún amigo les invite a hacer algo, o se tome la molestia de pensar en ustedes, está perdiendo su tiempo por ustedes, y están siendo valiosos para ese alguien!!!

Esos son esos trocitos, trocitos que dejamos cada día, y que yo incluso dejo en cada post, un trocito más de mi!!! jeje (leerán zoquetes!!! jaja)



También en la historia, el Principito conoce a otros personajes que habitan en Asteroides vecinos de quienes algo aprende. Ellos representan cada cosa en nuestra vida. Por ejemplo, en un asteroide vive un Rey, quien representa la autoridad, que alguna vez la podemos tener, no sé, siendo jefes de alguien o de algo por ejemplo, aprendemos que la autoridad se debe llevar por buen camino, porque aprendemos que la autoridad dura hasta que los sumisos la soportan.

Existe otro en otro asteroide que es un vanidoso, nos muestra nuestras ganas de ser reconocidos y admirados, dejando de lado otras cosas importantes en la vida. O aquel borracho que vive en otro Asteroide, él es el reflejo de nuestra falta de voluntad, nuestros punto débiles. Y qué decir de quel hombre de negocios que vive en.. adivinaron, otro asteroide. Ese hombre representa como la avaricia y la ambición le hacen ser esclavo del trabajo, y por eso olvidamos cosas más importantes como la familia y los amigos.



Hay otro personaje interesante, el farolero, él es responsable y leal hasta el último, es tan leal que no hace otra cosa en el día. Es interesante porque nos muestra como hacer lo que se debe nos puede quitar la oportunidad de hacer lo que uno de verdad quiere. Algo que uno puede entender cuando debes buscar trabajo!!! (experiencia personal).

Y aquel geógrafo también, vive apasionado por su trabajo pero hasta el punto de que se aísla del mundo. no hace caso a las cosas simples o efímeras pues no durarán, es el claro ejemplo de las oportunidades que dejamos pasar porque tenemos miedo a que tenga fecha de caducidad.



Y está el Zorro, quien le enseña lo que realmente vale la pena en la vida: la amistad y las relaciones humanas, con las que se consigue un éxito mayor al que jamás tendrán los otros personajes. Es el zorro quien le dice al Principito “Solo con el corazón se puede ver bien. Lo esencial es invisible a los ojos”. 

El Principito nos recuerda que todas las personas mayores algún día fueron niños, pero pocos de ellos lo recuerdan. Este libro en cada página nos va revelando como desde el corazón de un niño, se puede entender claramente la vida.

Y es en medio de esta época llena de modernidad y utilidad, donde puedes comprar todo lo que te imagines y vender lo que ya no te sirve, podríamos aún mantener nuestros valores, que como el Principito hace, mantendríamos viva a esa rosa que la vida nos ha dado para cuidar.

Les recomiendo que lo lean, es ultra ligero, son como 100 páginas, no se van  a arrepentir, ahí les queda el link:




Tengan una buena semana y hagan que su vida valga la pena: JUAN


Reacciones:

LinkWithin